Seleccionar página

¿Qué es el sistema NutriScore y cómo funciona?

NutriScore es un modelo de etiquetado que pretende de una manera muy sencilla decirnos qué tan saludable es un alimento, y de hecho gráficamente es bastante simple tiene cinco letras: A – B – C – D – E, y cinco colores en un degradado de oscuro de verde a rojo, de forma que el alimento que tiene mejor nota que aparece con la letra A y de color verde oscuro y un alimento nada recomendado aparecerá puntuado con la letra E y de color rojo.

A priori esto parece una gran idea, porque de alguna manera, resume la información del etiquetado y presenta al consumidor esta información en forma de un puntaje simple a través de A (más saludable) a E (menos saludable).

Para determinar esta puntuación se tienen en cuenta los siguientes valores por cada 100 gramos:

Kilojulios Totales / Grasa / Grasa Saturada / Azúcar / Proteína / Sal / Fibra.

Y las puntuaciones van en este orden:

, Verde (A), muy saludable

, Verde claro (B), Ser saludable

, amarillo (C), ni bueno ni malo

, Naranja (D), insalubre

, rojo (E), insalubre

Por supuesto, esta información es importante, sin embargo, no ofrece al consumidor una perspectiva real ya que no tiene en cuenta la calidad de los ingredientes, la cantidad de productos químicos, conservantes que puede contener el producto, ingredientes genéticamente modificados, sabores artificiales, edulcorantes que pueden ser cancerígenos y un largo etcétera de factores que este sencillo método de puntuación de Nutriscore no tiene en cuenta.

Un claro ejemplo que ha tenido mucha circulación en las redes sociales es el aceite de oliva. Claramente es un alimento saludable, pero con un alto aporte calórico, ¿significa esto que debe puntuarse con un NutriScore bajo, y además esta puntuación es por cada 100 gramos, cuánto aceite usamos en una ensalada? No es lo mismo 100 gramos de galletas saladas o pasta que seguro que cualquiera puede consumir en una comida, que 100 gramos de aceite que no consumiremos tan fácilmente en una comida o en las 3 comidas juntas durante el día.

Otros puntos de etiquetado confusos

Si te fijas bien, es fácil ver en alguna etiqueta la cantidad recomendada de vitamina C, minerales o proteína a cubrir durante el día, y quizás, en esa misma etiqueta veas la cantidad recomendada de azúcar. Pero esta cantidad recomendada se refiere a diferentes conceptos.

En cuanto a vitaminas y macronutrientes, la cantidad diaria recomendada es justamente eso: la cantidad que debes ingerir para mantenerte saludable. Mientras que ese mismo concepto con respecto al azúcar se refiere a la cantidad máxima que puedes tomar. Pero si tomas menos, tu dieta será mucho mejor.

Entonces, hay que ser escéptico con ese mensaje porque puede parecer que hay que beber varias latas de refresco o hay que tomar más alimentos azucarados para llegar a la cantidad recomendada de azúcar a tomar durante el día y no es así.

Otro gran error que comete NutriScore con respecto al azúcar es que no distingue entre la cantidad de azúcar añadida y la cantidad de azúcar en el propio alimento.

No es lo mismo el azúcar que se añade al hacer una piruleta, que el azúcar que se ha soltado al exprimir la fruta, o el azúcar presente de forma natural en los dátiles. Y en este punto, al no distinguir, estamos metiendo en la misma bolsa todos los tipos de azúcar, cuando en realidad se comportan de formas muy diferentes en nuestro organismo.

Así pues, estamos penalizando injustamente aquí los productos elaborados saludables que pueden tener azúcar presente en esas materias primas de origen y, sin embargo, ser totalmente saludables y recomendables.

Otro gran problema del sistema NutriScore es el de la grasa total, ya que esta grasa en el algoritmo resta puntos a la comida. Todo ello, sin tener en cuenta el tipo de grasa que sea. Esta valoración penaliza la grasa saturada independientemente de que sea una grasa saturada saludable y, lamentablemente, no estamos metiendo en la ecuación las grasas trans, es decir, las grasas hidrogenadas y las grasas parcialmente hidrogenadas, de las que tenemos gran evidencia científica que son perjudiciales para la salud. Es decir, es injustificable que tengamos en cuenta las grasas saturadas para que penalice, cuando las hay saludables, y por otro lado no se están aprovechando las grasas trans de los ultraprocesados ​​en los que siempre son perjudiciales. tenido en cuenta.

Tampoco se tienen en cuenta los aditivos, ingredientes artificiales y/o modificados genéticamente, muchos de los cuales son cancerígenos, como el E-230 o el E-232 presentes en muchos zumos de frutas industriales y relacionados con el cáncer de vejiga. Debes tener en cuenta que si la industria alimentaria no utilizara conservantes o estabilizantes, los alimentos difícilmente durarían más de 48 o 72 horas en condiciones óptimas; pero hay conservantes naturales (como el vinagre o ciertas especias) que no son perjudiciales para la salud, y esa es la opción que elegimos en RealVegy.

Al calificar los alimentos con NutriScore, lo que se califica “positivamente” es lo que el alimento no tiene; obtiene una calificación verde por no tener sal, grasa o azúcar... por lo que un alimento que no tiene nada, como el agua, calificaría muy bien en NutriScore.

Entonces, ¿qué sucede con los alimentos que tienen mucha agua en su composición? Bueno, la gran mayoría de ellos obtienen muy buenos puntajes en NutriScore, como los refrescos endulzados y bajos en calorías. Estas bebidas no tienen calorías, ni azúcar ni sal, por lo que obtienen una puntuación alta en el NutriScore.

Pero este sesgo no afecta solo a los refrescos. Existen en el mercado productos cárnicos procesados ​​que, al ser bajos en grasas y sal, también puntúan bien en el NutriScore aunque no sean saludables, mientras que los alimentos procesados ​​saludables, como el salmorejo, se ven perjudicados por el sistema NutriScore porque contienen grandes cantidades de aceite de oliva.

¿Qué recomendamos de RealVegy?

En primer lugar, no olvides que el sistema NutriScore es una información extra, pero no la única con la que puedes contar a la hora de elegir tu carrito de la compra. Es decir, aún tendremos la lista de ingredientes y la información nutricional en el empaque.

En Real Vegy siempre te recomendamos leer las etiquetas, para saber qué ingredientes tiene el producto que estás comprando, si no son naturales, químicos, etc.

Nutriscore está bien, por supuesto, como una herramienta de información general, pero al final del día, la responsabilidad de nuestra alimentación, así como la responsabilidad de nuestra salud, no es de Nutiscore, no es del gobierno, no es de su médico, no es de tus padres, no es de tus hijos, es TUYO.

Esto implica que tienes que estar informado, que tienes que saber lo que comes y al final tomar la decisión que más te conviene.

Y sobre todo, no te dejes confundir, haz tu trabajo y lee el etiquetado, el contenido nutricional y la lista de ingredientes.

Aquí tienes algunos ejemplos para que juzgues por ti mismo:

– Coca-Cola Light (Información extraída de Coca-Cola Light https://www.cocacolalatinamerica.com

Ingredientes: Agua carbonatada, Color caramelo, Aromas, Edulcorantes: Aspartamo (0.024%) – Acesulfamo K (0.016%), Acidulantes: Ácido cítrico – Ácido fosfórico, Conservante: Benzoato de sodio. CONTIENE CAFEÍNA. FENILCETONÚRICOS: CONTIENE FENILALANINA.

Nutriscore B

– Gazpacho tradicional – hemos seleccionado una marca popular en el mercado (Hacendado).

Ingredientes: Tomate, pimiento morrón, pepino, cebolla, aceite de oliva virgen extra (2.2%), vinagre de Jerez Reserva, sal y ajo.

Nutriscore B

Según este ejemplo, sería igual de saludable beber una Coca-Cola Light o una copa de gazpacho.

¿Qué piensas?

¿Para qué podemos usar NutriScore?

Nos parece una muy buena herramienta de comparación

No debes olvidar que hay una serie de alimentos que no usarán NutriScore porque están exentos de su uso y que, si comparamos productos, puede inducir a confusión.

Por el momento los alimentos exentos de NutriScore son:

– Productos frescos: carne, pescado, frutas, verduras y legumbres.

– Productos sin procesar que tienen un solo ingrediente en su composición: vinagre, miel.

– Café, té, infusiones de hierbas y frutas.

– Alimentos suministrados directamente por el fabricante o tiendas minoristas en pequeñas cantidades (como comidas listas para comer).

– Alimentos vendidos en envases de menos de 25 cm²: chocolates, dulces, barras de cereales.

- Bebidas alcohólicas.

En RealVegy elaboramos todos nuestros productos con un equilibrio saludable de todos los nutrientes: proteínas, fibras, grasas, sal, etc. Por eso todos nuestros productos frescos tienen NutriScore A, pero también están libres de químicos y componentes nocivos para la salud.

Y siempre lo alentamos a que investigue y se eduque antes de elegir qué productos terminan en su carrito de compras.

ARTÍCULOS RELACIONADOS

Estilo de vida vegano y niños: ¿Es recomendable que los niños sean veganos?

Estilo de vida vegano y niños: ¿Es recomendable que los niños sean veganos?

El vegetarianismo se posiciona hoy como una forma de vida, no solo como una dieta. Sus principios van más allá de las preferencias alimentarias e implican un estilo de vida "libre de crueldad" hacia los animales y el medio ambiente. Sus principios establecen que la nutrición humana no puede basarse en una dieta que contenga...

Proteína de guisante: beneficios y propiedades

Proteína de guisante: beneficios y propiedades

Probablemente deberíamos abordar primero la pregunta más importante para aquellos que aún no saben, ¿qué es la proteína de guisante? Esta fuente de proteína versátil, sostenible y rica en nutrientes es...

¿Qué significa ser flexitariano?

¿Qué significa ser flexitariano?

Podemos llamar flexitarianos a todas las personas que llevan una vida vegetariana, pero consumen ocasionalmente algunos alimentos de origen animal, como la leche y los huevos. Además, una persona flexitariana siempre tendrá en cuenta el origen de las materias primas que consume: sostenibles...